COLUMNA- Había una vez un circo…

Por: Eduardo Rivas // Según la página web del Concejo Deliberante el pasado martes 15 de diciembre ingresó al cuerpo el Expediente N° 221/20 Cálculo de Recursos y Presupuesto de Gastos, Ejercicio 2021 y lo único que hay disponible para la ciudadanía es el título del Proyecto puesto que no está el proyecto en sí y, mucho menos, los anexos que exponen cuánto dinero y en qué piensa gastar el Municipio el próximo año. Pero hicieron una trampita, porque la presentación fue cundo ya no había nadie en el Concejo Deliberante  y le mandaron el aviso a los Presidentes de Bloque, avisándoles que el miércoles 16 les enviarían el Expediente en formato digital.

Afortunadamente contamos con parte de la información que los Concejales debatirán en los próximos días, lo que nos permite analizar el proyecto de ordenanza del Departamento Ejecutivo Municipal, y aunque en los próximos días podremos avanzar en un análisis más detallado, no podemos dejar pasar la oportunidad de exponer públicamente la vergüenza del autodenominado Gobierno Osvaldo Cáffaro.

El proyecto de presupuesto se compone, fundamentalmente, de planillas en las que se expone cuánto dinero se percibirá y quién lo aportará, cuánto dinero se gastará y en qué cosas, a las que acompañan dos ordenanzas centrales para la gestión de gobierno, la denominada Ordenanza Complementaria y la Ordenanza Impositiva. Nada de ello está disponible para la evaluación de los vecinos. Digámoslo claramente: se oculta la información probablemente más importante del municipio.

Pero como decíamos contamos con parte de la información lo que nos permite denunciar públicamente la mentira inicial en la que se incurre, porque mientras se dice que el Presupuesto fue presentado el pasado 15 de diciembre, tal como había solicitado el Departamento Ejecutivo a través del Expediente 189/20 que oportunamente aprobara el Concejo Deliberante, la realidad es que la trampa quedó descubierta porque el mismo se presentó el 16 de diciembre violando la normativa, y esto es sencillo de demostrar puesto que la información que el propio Departamento Ejecutivo envió al Deliberativo cuenta con la fecha en que se completó, y es el 16 de diciembre. En concreto, el Gobierno Osvaldo Cáffaro violó la norma que ellos mismos habían pedido que se aprobara, ¿Los concejales serán cómplices de la mentira y el incumplimiento? ¿Aprobarán el vale todo o tendrán la dignidad de alzar la voz y plantarse para hacer lo que se debe hacer?.

Pero no es el único punto que merece especial anterior, veamos rápidamente y a vuelo de pájaro algunos de los puntos centrales que exhiben la mentira enviada por el Departamento Ejecutivo.

Apurado por los tiempos, y conscientes que estaban incumpliendo los plazos instituidos, el Departamento Ejecutivo envió un Presupuesto mal confeccionado. Por ejemplo en la planilla correspondiente a la compra de bienes y servicios el Ejecutivo afirma que adquirirá para la Administración de la Coordinación de Políticas Ejecutivas un libro, revistas y periódicos por un monto de $11.300, lo cual en sí mismo es una incoherencia puesto que si compra un libro ya no puede comprar revistas o periódicos, pero a su vez utiliza el criterio inverso al utilizado el año pasado.

Para el Presupuesto del año en curso el Departamento Ejecutivo había presupuestado la compra de 1.100 libros, revistas y periódicos… a un costo de $1 cada uno. Y el Concejo Deliberante aprobó aquel presupuesto por unanimidad. Si aquello estaba bien y por eso lo aprobaron, asumimos que este lo rechazarán por estar mal, puesto que el argumento utilizado para su confección es el inverso, más allá de lo insostenible de los montos presupuestados.

Pero si hablamos de montos de dinero veamos rápidamente los principales indicadores.

Cuando uno ve el Presupuesto 2021 cuenta con información de lo Presupuestado para 2020, el gasto estimado para ese periodo, y finalmente, el Presupuesto que se presenta.

Al ver lo que el Gobierno Municipal estima haber gastado en el año en curso, más allá que la información es poco fiable porque en muchos ejemplos replica lo presupuestado, la gestión Cáffaro asume haber erogado un 4,2% más que lo presupuestado, y el nuevo Presupuesto es un 40% más elevado que el que se está ejecutando, lo curioso es que es también un 34,4% más alto que lo que el propio gobierno asume haber gastado, lo cual es llamativo dado que el nuevo Presupuesto prevé un fuerte ajuste en Jefatura de Gabinete, un llamativo y limitado aumento de poco más del 11% en el área de Salud y una fuerte caída en los Servicios Públicos.

Ahora bien, qué credibilidad puede tener este Presupuesto? Ninguna. ¿Por qué? Por la Ordenanza Complementaria que se aprobará en paralelo establece en su artículo 34 ‘Facúltese al Departamento Ejecutivo a efectuar los ajustes presupuestarios que sean necesarios dentro del Cálculo de Recursos por ingresos provenientes, tanto de Jurisdicción Municipal como de Otras Jurisdicciones que no estén previstos en el presente presupuesto.’ En consecuencia, ¿De qué sirve aprobar este presupuesto si se le da la potestad al Intendente de modificar partidas a gusto y antojo? ¿Con qué argumento se hacen la asignación de partidas por áreas y programas si la sola voluntad del Intendente la puede modificar?

Pero no es la única información que suma este proyecto de Ordenanza Complementaria.

Por ejemplo el artículo 1 establece: ‘la suma de pesos veintiséis mil ochocientos cuarenta y tres con 80/100.-($ 26.843,80), sueldo mínimo para los agentes municipales mayores de 18 años de edad que cumplan el horario normal completo (equivalente a 35 horas semanales) de la Administración Municipal al 1º de Enero del 2021.’, lo que significa que a los empleados municipales el sueldo les alcanza para subsistir siempre y cuando no estén en pareja o tengan personas a cargo, puesto que según el INDEC un hogar de 3 personas requiere al menos $ 41.219 mensuales para no estar por debajo de la línea de pobreza. Pero mientras se le asigna ese sueldo a los empleados municipales, en la misma Ordenanza, se dispone en el artículo 3 una ‘compensación mensual por gastos de representación, para el Intendente Municipal, en la suma de pesos noventa y cinco mil ($ 95.000,00) mensuales, más de 3 veces el sueldo establecido de empleado municipal.

Y hay más cuestiones. Hay compensaciones por doquier, que es la forma que se encuentra para elevar el monto de algunos empleados. Veamos algunos ejemplos. El artículo 4 establece ‘el equivalente a cuatro sueldos y medio de la categoría inferior en el escalafón administrativo de la planta permanente, en su equivalente a cuarenta (40) horas semanales, la asignación mensual a los concejales, por la afectación de sus actividades privadas.’ El sueldo de los concejales ya está establecido en el artículo 92 de la Ley Orgánica de la Municipalidades establece una dieta para los concejales de 4 sueldos y medio mensuales. ¿Por qué este adicional equivalente al 100% de la dieta? ¿Cuántos y cuáles son los concejales que tienen afectada sus actividades privadas y por ende cobran esta asignación especial?

El artículo 9 es curioso. Dice textualmente que ‘El Personal Superior y Jerárquico de la planta temporaria y/o permanente (Asesores, Secretarios, Subsecretarios, Directores Generales, Directores, Jefes de Departamento, Jefes de División), podrán percibir una bonificación de hasta un 10 % en concepto de Asistencia Diaria.’, por lo que sería interesante contar con el registro de asistencia de los Secretarios para saber si cobran o no este suplemento. ¿Marcan tarjeta los Secretarios? Curioso. ¿Y qué ocurre con el Secretario Interino? Como el cargo no existe, no entra entre los generales de la ley, ¿Cómo se le abonará su presentismo?

El artículo 16 establece ‘una bonificación anual,  que será liquidada conjuntamente con los haberes de diciembre, de carácter  remunerativo, a abonarse a los agentes municipales, de Planta Permanente y de Planta Temporaria,  del diez por ciento (10 %) sobre el sueldo básico a quienes  acreditaren  haber aprobado el primer año de estudio conforme a la carrera elegida cursada en el Centro de Gestión del Conocimiento de Zárate, C.G.C.; y del quince por ciento (15 %), para el segundo año, cumplimentando los mismos requisitos.’, pero no se establece ningún extra si se estudia en otro Centro educativo. ¿Es un reconocimiento a la capacitación permanente o una forma encubierta de garantizar un mínimo de estudiantes?

El artículo 22 busca algo parecido pero para el personal de salud, a fin de poder cubrir las vacantes del Hospital Intermedio Dr. René Favaloro al establecer una ‘bonificación mensual,  para el personal de salud (Acta Acuerdo Ministerio de Salud), del 31,10 %, del 42,12 %, del 90 % y del 111,90 %, de carácter remunerativo,  para los  agentes procedentes del Ministerio de Salud de la Provincia de Buenos Aires (Número Clausus) contemplados  en la  Ordenanza 4402, Anexo I (03/12/2013), conforme a la reglamentación respectiva.‘, y ni aún con esos beneficios logran completar la plantilla según denuncian los propios empleados municipales.

Y el punto máximo es el artículo 23, aunque lamentablemente este Presupuesto es tan impresentable que requiere de más y mejores análisis, donde se busca filtrar en medio del Presupuesto 2021 la idea que ya había decretado el Intendente Cáffaro y que fuera rechazada en el Concejo Deliberante y que establece ‘el  otorgamiento de una Bonificación por Emergencia Sanitaria COVID-19, de hasta un ochenta por ciento (80%) del sueldo básico, para los agentes municipales que se encuentren afectados a prestar servicios considerados imprescindibles y tareas diversificadas en el marco del periodo que comprenda la emergencia sanitaria provocada por el Coronavirus-Covid 19, cualquiera sea su situación de revista en el plantel municipal -planta temporaria o permanente, personal superior y jerárquico -funcionarios-, desde el 1º de Junio de 2020.’ Totalmente previsible el oscuro accionar del intendente, ya que si el año pasado le aprobaron el Presupuesto por unanimidad y sin leerlo, espera que pase lo mismo este año.

La redacción, que es un ‘copiar y pegar’ del Decreto del Intendente, plantea un aumento de sueldo de hasta el 80% retroactivo a junio pasado. Si ya fue rechazado en julio pasado ¿Qué lo hace creer que esta vez será diferente?

Lo hemos dicho y lo reiteramos. El Departamento Ejecutivo Municipal envió al HCD un proyecto de presupuesto impresentable, ¿Los Concejales estarán a la altura de las circunstancias y lo rechazarán o serán, una vez más, los convidados de piedra de la fiesta de otros haciendo de payasos en circo ajeno?

El tiempo lo dirá.

Fuente: https://principedelmanicomio.wordpress.com/2020/12/18/habia-una-vez-un-circo/